Vaya que es incongruente atacar con  explosivos una institución educativa para evitar el avance tecnológico… que de no ser por el desarrollo de la química y la electrónica nada hubieran podido hacer al respecto.