Zona Temporalmente Autónoma

La revolución oculta: objetivos y comunidades reales

La zona temporalmente autónoma es una idea bastante interesante: no intenta hacer una revolución porque aquella pierde el rumbo

[…] ninguna revolución nos ha traído esos sueños. Su intuición aparece en el momento de la revuelta pero tan pronto como la revolución triunfa y el Estado vuelve, los sueños e ideales están ya traicionados.

Sino que permanece oculta, atacando lugares donde el enemigo no está (me recordó la guerrilla Lawrenciana) y sin perder su objetivo, porque «una revuelta tiene también que hacerse para algo».

La ZTA es como una revuelta que no se engancha con el Estado, una operación guerrillera que libera un área -de tierra, de tiempo, de imaginación- y entonces se autodisuelve para reconstruirse en cualquier otro lugar o tiempo, antes de que el Estado pueda aplastarla.

Recordando la necesidad de ver los problemas desde las comunidades reales aventuro que la razón por la que la revolución traiciona su propósito es su «universalización» y que la ZTA al no darse a conocer no puede temer su adopción universal(ista).

Llamado a la acción

Algo que encuentro muy valioso acerca de la ZTA es que hace un llamado a la acción dentro y fuera del ciberespacio

Los fanzines y BBSs intercambian información, lo que es parte del trabajo de fondo necesario de la ZTA, pero muy poca información de esta índole se refiere a bienes y servicios concretos necesarios para la vida autónoma. No vivimos en el ciberespacio; soñar que lo hacemos es caer en la cibergnosis, la falsa transcendencia del cuerpo.

de manera productiva

El rechazo al trabajo puede tomar las formas del absentismo, la ebriedad en el empleo, el sabotaje, y la pura desidia; pero igualmente puede dar lugar a nuevos modos de rebeldía: más autoempleo, participación en la economía sumergida y el “lavoro nero”, fraude fiscal y otras opciones criminales, cultivo de maría, etc.; actividades todas ellas más o menos “invisibles” en comparación con las tácticas izquierdistas de confrontación tradicionales como la huelga general.

¿Rechazo a la Iglesia? Bueno, el “gesto negativo” por excelencia aquí probablemente consiste en… ver la televisión. Pero las alternativas positivas incluyen todo tipo de formas antiautoritarias de espiritualidad, desde el cristianismo no eclesiástico al neopaganismo. […]

y actuando en términos aplicables a nuestro entorno, sin perdernos en un imposible

La ZTA no es el heraldo de ninguna falsa promesa de utopia social a la que debamos sacrificar nuestras vidas para que los hijos de nuestros hijos puedan respirar un poco de aire libre. La ZTA debe ser el escenario de nuestra presente autonomía, pero sólo puede existir bajo la condición de que ya nos consideremos en efecto seres libres.

construyendo nuevos lugares

[…] pero también cabe concebir que la estrategia tiene por objetivo construir una red autónoma y alternativa, “libre” y no parasitaria, que pueda servir como base para “una sociedad naciente de la cáscara de la anterior”.

fuera del mapa

Sólo una psicotopografía puede trazar mapas a escala 1:1 de la realidad, porque sólo la mente humana posee la complejidad suficiente como para reproducir lo real. Y un mapa 1:1 no puede controlar su territorio por la sencilla razón de que es virtualmente idéntico a él.

Ciberia

Ciberia muestra varias ZTA: fronteras desconocidas, realidad virtual, drogas, robos, fractales, raves y otros movimientos «underground». Propone un esfuerzo por liberarnos de las preconcepciones y ve en todos éstos lugares una oportunidad para dejar de observar la realidad y empezar a generarla

La tecnología dio a todos estos miembros excepcionalmente distintos de movimientos alternativos y contraculturales la posibilidad de construir, proyectar o simplemente registrar sus visiones.

Ejemplifica las posibilidades de los ciborgs

Pero mientras duró, la experiencia virtual fue como entrever otro mundo, un mundo que quizá no sea tan distinto del nuestro. La ilusión virtual resultaba más convincente cuanto mejor controlaba mis movimientos.

Y vuelve a hacer énfasis en la conectividad

El sexto sentido de la sociedad en su conjunto radica en su conectividad y su habilidad para intercomunicarse.

Recapitulación

La tecnología permite nuevas formas de relacionarse con el entorno y generar conocimiento, afecto o valor. Las nuevas formas de hacer las cosas son más fáciles, rápidas y en ocasiones más efectivas que las anteriores. Las posibilidades que se surgen de éstos nuevos métodos socavan las estructuras tradicionales, las pervierten (ejemplos), las vuelven obsoletas.

Éstas nuevas formas se aprovechan mejor mientras más diversidad haya en su aprovechamiento, pero ésta misma diversidad implica competencia constante, menos rentas y una nueva forma de concebir el trabajo.